sábado, 5 de junio de 2010

San Juan de Dios tendrá un nuevo diseño que llegará hasta Canalejas

El Ayuntamiento presenta el proyecto de reordenación de la plaza, que se realizará en dos fases y que elimina parte del tráfico y los desniveles para convertirse en una zona de paseo de la ciudad

El Ayuntamiento ha presentado al fin el proyecto de reordenación de la plaza de San Juan de Dios, una vieja aspiración municipal que parece que comenzará a llevarse a cabo en los próximos meses. En el día de ayer, la alcaldesa de la ciudad, Teófila Martínez, no adelantó ayer fecha de inicio, plazos ni presupuesto, aunque sí afirmó que "en los próximos días" se quiere aprobar el proyecto de ejecución para iniciar el proceso de licitación de las obras.
Con la reordenación de la plaza de San Juan de Dios se conseguirá un diseño uniforme desde la puerta del Ayuntamiento hasta la Avenida del Puerto, que se quiere reabrir a la circulación este verano. Además, en el proyecto se establece la eliminación de los distintos niveles del suelo y la considerable disminución del tráfico rodado, pretendiendo que San Juan de Dios sea "una zona de paseo de la ciudad", según Martínez.
La reforma de esta plaza se realizará en dos fases, según anunció ayer la alcaldesa. La primera de ellas afectará al tramo que va del Ayuntamiento a la confluencia de las calles Nueva y Plocia; y la segunda será desde ahí hasta el entronque con la Avenida del Puerto.
En la primera fase se eliminarán las aceras y los distintos tipos de suelo para unificar el diseño utilizando granito y mármol a modo de cuadrículas. Principalmente, Martínez aclaró que la sustitución del pavimento se debe a lo resbaladizo -las losas de mármol- o inestable -las de 'chino lavado', que se levantan al no estar bien fijadas las piedras- del actual. Pese a ello, en algunos puntos de la plaza sí se conservará el 'chino lavado' como recuerdo. Además, se elimina un carril de circulación (el situado junto a la acera del antiguo Novelty y El Sardinero), con lo que se aumenta la peatonalidad de la plaza.
Sí se mantiene, por contra, el otro carril para el tráfico rodado, aunque la alcaldesa adelantó que los vehículos no podrán cruzar la plaza a más de 20 kilómetros por hora. El sentido será en dirección a la calle San Juan de Dios para salir al Campo del Sur. Igualmente, se mantendrá el paso de vehículos hacia la calle San Juan de Dios que provienen de El Pópulo, así como el estacionamiento situado en la fachada principal del Consistorio. También se mantendrán tras la reordenación de la plaza las terrazas de los locales de hostelería, que deberán unificar su diseño y materiales, y los quioscos que se reparten por el entorno.
El arbolado de San Juan de Dios es otro de los aspectos que se respetan en el proyecto de la nueva plaza. De hecho, estos árboles serán los que marquen el eje que unifique el diseño del entorno hasta la Avenida del Puerto. Sobre esto, Martínez informó que se respetarán las palmeras actuales, y que se plantarán "árboles de pequeño formato" en aquellas zonas donde no hay actualmente.
La segunda fase será en la que más se aprecie el cambio de planteamiento que el Ayuntamiento va a dar a San Juan de Dios. Para empezar, el asfalto actual será eliminado para instalar el mismo suelo de granito y mármol que en la otra zona de la plaza.
Los árboles -de nueva ubicación en esta parte- serán los que marquen los carriles abiertos al tráfico y la zona de paseo en esta segunda fase. Así, en el proyecto se presenta la eliminación de los actuales carriles de circulación así como las zonas de estacionamiento para limitar el paso de vehículos a un solo carril en cada sentido de circulación. Esta eliminación incluye a la zona de carga y descarga situada actualmente entre Nueva y Ramón de Carranza (que se trasladará a esta última avenida), pero sí se mantiene la parada de taxis actual.
Por su parte, en el tramo central de esta segunda fase se habilitarán unos amplios paseos en cuyo centro se habilitarán dos grandes fuentes y, según afirmó la alcaldesa, dos estatuas-monumentos alegóricas a las columnas de Hércules.
Con respecto a este último tramo, Martínez precisó que el caos circulatorio que experimenta actualmente a diario (con el acceso al subterráneo de Canalejas, la zona de carga y descarga, la parada del autobús turístico,...) se eliminará cuando se ponga en funcionamiento la ampliación del aparcamiento de Canalejas -que ofrece más entradas para vehículos- y se recupere el tráfico por la Avenida del Puerto. Además, hay que tener en cuenta que el actual acceso al parking se convertirá en salida de vehículos, y la actual salida será un acceso. Y a esto se une que junto a la reja del Muelle se habilitará otra de las entradas, lo que presumiblemente rebajará la densidad de tráfico por Lázaro Dou y el acceso de vehículos a San Juan de Dios.
El remate de este proyecto que lleva años gestándose en el Ayuntamiento será el regreso de la estatua de Moret a la plaza de San Juan de Dios, abandonando su actual emplazamiento en la plaza de Sevilla. Previsiblemente, Moret acabará con el actual obelisco situado entre Ramón de Carranza y Lázaro Dou.
Teófila Martínez destacó el "esfuerzo importante" que supondrá esta actuación -que viene siendo una antigua y constante demanda ciudadana y hostelera para revitalizar toda la zona-, que se espera comience próximamente en su primera fase (el tramo entre el Ayuntamiento y el entronque de Nueva y Plocia).

http://www.diariodecadiz.es/article/cadiz/716590/san/juan/dios/tendra/nuevo/diseno/llegara/hasta/canalejas.html