domingo, 24 de julio de 2011

"Nuestro reto es construir los más de 3.500 pisos que contempla el PGOU"

El nuevo edil popular afirma que el Consistorio gaditano es el que gestiona más viviendas sociales de toda la comunidad · "Los principales problemas de los jóvenes son encontrar casa y un trabajo", dice

Pablo Román ha iniciado a sus 61 años su segunda etapa como concejal del Ayuntamiento de Cádiz. En la primera estuvo con UCD, en la oposición, pero ahora le ha tocado bailar con una concejalía complicada y a la vez gratificante: vivienda. El médico y profesor de la UCA no está dispuesto a asumir el rol de jubilado paseante o mirón de obras y prefiere mantenerse en activo ayudando a sus vecinos.
-¿Ha notado mucho el cambio en la política durante estos años que ha permanecido fuera?
-Claro, sobre todo porque antes estaba en la oposición y ahora estoy en el equipo que Gobierna. Antes era opositor constructivo y ahora soy de los que tiene la responsabilidad de construir, y además en un tema como el de la vivienda que en Cádiz tiene sus problemas, sus necesidades y sus condicionantes. Es un reto personal importante.
-¿Y cuál es el gran problema que tiene la ciudad a efectos de vivienda?
-Pues básicamente que no tiene suelo. Aquí no podemos hacer barriadas ni promociones con la libertad que tiene un término municipal con más espacio. Luego, para tener un parque de vivienda en condiciones se tiene que actuar sobre lo que ya existe, y por eso hay que poner mucho esfuerzo en llegar a acuerdos con los vecinos, a los que hay que realojar para llevar a cabo una rehabilitación, lo cual es una dificultad añadida.
-¿Cuál es el objetivo que se han marcado para estos cuatro años?
-A pesar de todas estas dificultades que he comentado, el equipo de Gobierno va a afrontar el reto de intentar construir todas las viviendas que hay contempladas en el PGOU. Que son 2.000 protegidas y 1.595 de renta libre.
-Que se harán en el recinto exterior de la Zona Franca y en el solar resultante del derribo de la antigua comandancia de la Guardia Civil. ¿No es cierto?
-Exacto. Son los grandes sitios de expansión urbanística que tenemos.
-¿La crisis se nota más en una Concejalía tan importante como la de Vivienda?
-Bueno, nosotros tenemos la obligación de proporcionar viviendas sociales. Quizá se note más en promotores en cuanto que hacen viviendas de renta libre. Pero de todas formas, y a pesar de la crisis, lo que requiere es que el Ayuntamiento haga un esfuerzo mayor para poner a disposición de los más desfavorecidos viviendas sociales. Te puedo decir que Cádiz es, posiblemente, la ciudad que más viviendas sociales tiene de Andalucía, ya que posee 2.036 viviendas sociales, que se gestionan entre el Patronato de Viviendas, que tiene 1.730 y Procasa, que gestiona 1.003. Esto tiene un motivo histórico, y es que a raíz de la explosión de Cádiz pues se hicieron muchas viviendas sociales y de ahí todavía el Ayuntamiento pues está gestionando muchas cuya aportación al Consistorio no llega a un euro.
-¿Qué tal son las relaciones con la Junta en estos momentos en materia de vivienda ?
-Bueno, comparte todo lo que son temas de infravivienda. Desde 1999 la Junta cogió gran parte de la posibilidad de actuar sobre la infravivienda. Desde entonces nosotros hemos entregado 97 actuaciones de este tipo, teniendo en cuenta que las remodelaciones por parte del Ayuntamiento son casa nueva, mientras que la Junta pues hace rehabilitaciones parciales.
-¿Y para cuándo se podrá decir al fin que la infravivienda es historia en Cádiz?
-Manuel Chaves prometió en su día que la Junta de Andalucía iba a acabar con ella para el Doce, algo que ya lo tiene bastante difícil.
-Uno de los programas donde más interés está poniendo su Concejalía es el de viviendas para jóvenes en régimen de alquiler. ¿Qué opina de ello?
-Pues que es muy necesario porque los principales problemas de los jóvenes son la falta de vivienda y la falta de trabajo, y tenemos que intentar ayudarlos a encontrar ambos.
-¿Y la creación del registro de demandantes de vivienda protegida?
-Bueno, es preceptivo porque nos obliga la normativa aprobada por la Junta, pero además me parece bien. Procasa, por ejemplo, tiene entregadas 128 viviendas con opción de compra para jóvenes. Están cinco años pagando un alquiler y luego pueden adquirirla descontándose el dinero que ya han pagado con anterioridad.
-A nivel personal, ¿le ha cambiado mucho la vida en los últimos meses?
-Hombre, yo soy médico y tenía una función social importante como es atender a pacientes, ahora sigo con otra labor de un alto contenido social, ya que antes trabajaba por los enfermos y ahora por los ciudadanos de Cádiz.
-Y esta aventura ¿tiene fecha de caducidad, piensa estar más allá de esta legislatura?
-Yo estoy aquí para lo que me diga el partido y lo que quiera la alcaldesa. Yo entré sin condiciones en el PP e iré adonde me digan.
-Pues para empezar le han dado un toro difícil de lidiar. La Concejalía de Vivienda nada menos.
-Es nuevo para mí, pero cada vez le veo más importancia. En Cádiz hay mucho terreno que andar en la vivienda. Estoy poniéndome al día y viendo la cantidad de problemas que tienen los vecinos de la ciudad e intentando solucionarlos.