viernes, 22 de abril de 2011

La calle Brasil se abre al tráfico tras las demoradas obras de reurbanización

Las áreas de Urbanismo y Tráfico en el Ayuntamiento de Cádiz tienen previsto que este viernes día 15 se abra al tráfico la calle Brasil tras las obras de reurbanización, que han supuesto una inversión de 500.000 euros (de los fondos anticrisis del Gobierno central). La intención es que se pueda abrir a la circulación a primera hora de la tarde, explica el concejal de Urbanismo, Ignacio Romaní.
Los trabajos han supuesto una mejora del aspecto funcional y estético de la calle, así como una reordenación de las plazas de aparcamiento existentes, además de una ampliación de las aceras que posibiliten el paso más seguro de los peatones.
Por ello, se han redefinido los acerados, se han incorporado nuevos pasos de peatones y las intersecciones de las calles se han ampliado, para posibilitar una mejor accesibilidad de las personas con movilidad reducida.
En cuanto a la reordenación de los aparcamientos existentes para coches y motos, se ha dotado a las plazas de una mayor racionalidad y maniobralidad creando resguardos de seguridad. La calle también se ha dotado de una nueva línea de arbolado a ambos lados, propiciando la mejora estética, ambiental y de impacto visual. También se ha renovado la red de pluviales y la de abastecimiento.
Romaní, en una nota remitida a DIARIO Bahía de Cádiz, señala que “esta es una de las vías más transitadas de Extramuros  por su transversalidad y su accesibilidad a la playa, además de encontrarse en un punto neurálgico de la ciudad como es el hospital Puerta del Mar”. Las próximas calles que están previstas dentro del plan de saneamiento integral son la avenida de Huelva, Rafael Picardo, y Brigadier Tofiño.
Asimismo, durante el transcurso de las obras que tenían seis meses de plazo y que comenzaron a finales de septiembre, se ha aprovechado para realizar una actuación de la empresa municipal de Aguas de Cádiz para evitar cualquier incidencia en el momento en el que ocurran situaciones meteorológicas adversas relacionadas con lluvias torrenciales.
Las obras, que tenían como final de plazo el 31 de marzo, se han retrasado 14 días a causa de las lluvias, según fuentes municipales.