domingo, 17 de abril de 2011

Segunda Aguada no se rinde

La construcción de aparcamientos en el subsuelo de los patios del colegio Andalucía y el IES Rafael Alberti o reducir la velocidad en la zona a 30 km/h son algunas de las reivindicaciones de la asociación de vecinos

Segunda Aguada es un barrio con alta densidad de población, con una estación de servicio y otra de Renfe. Es una zona que cuenta con un colegio público y un instituto, por lo que hay un trasiego importante de personas y de vehículos, pero poco espacio para aparcar. También es habitual el paso de camiones.
Las peculiaridades de este barrio han motivado a la asociación de vecinos a solicitar al Ayuntamiento más seguridad en distintos aspectos y proponen zonas donde pueden construirse aparcamientos. La administración municipal desoye algunas de sus peticiones, pero los dirigentes vecinales no se rinden, quieren que los ciudadanos vivan cómodos y tranquilos en su barrio.
"A pesar de los paneles informativos que se han instalados, los camiones de menos de 20 toneladas siguen pasando por la avenida Segunda Aguada, y van a más velocidad de la permitida, con grave riesgo para los habitantes", expresa Antonio Peinado, presidente de la AVV, quien tiene su esperanza puesta en que "con la inauguración del segundo puente se roce la cota cero de paso de estos camiones". Mientras tanto, para mayor seguridad de los ciudadanos, han solicitado al Ayuntamiento que se reduzca la velocidad en la zona a 30 km/h y se coloquen las señalizaciones pertinentes. "Esto lo pedimos hace más de un mes, en una reunión que tuvimos con el concejal de Tráfico y el inspector jefe de la Policía Local, pero todavía no han contestado", afirma Peinado, quien añade que también expusieron la necesidad de colocar un paso de peatones entre el IES Rafael Alberti y la iglesia de San Vicente de Paul, ya que los coches aparcaban en la esquina impidiendo el tránsito de peatones, personas con carritos y minusválidos, y se estaban produciendo actos de vandalismo contra estos vehículos. Este problema sí se ha solucionado.
En esa reunión, quedaron en que se iba a estudiar la instalación de cámaras de vídeo en la avenida Segunda Aguada para observar el tráfico y la colocación de un semáforo con botón en Juan Carlos I, junto a una parada de autobús desde la que los ciudadanos cruzan la avenida poniendo en riesgo sus vidas. Y se sigue estudiando...
Respecto al problema de aparcamiento, la AVV cree que se puede reducir "utilizándose el subsuelo de los enormes patios existentes en el colegio Andalucía y el instituto Rafael Alberti. Encima se puede construir un pabellón, como están haciendo en el Fernando Portillo. Por las mañanas lo usarían los centros escolares y por las tardes, los vecinos del barrio. Esto es algo que llevamos reivindicando desde 2008, pero se tienen que poner de acuerdo la Junta de Andalucía, que gestiona los centros, y el Ayuntamiento, al que pertenece el terreno", señala Peinado.
El dirigente vecinal está pendiente de una reunión con José Blas Fernández para que le informe de las más de 80 plazas de garaje que están construyendo bajo la plaza Hospital de la Segunda Aguada. "No sabemos si son públicas o privadas. Solicitamos la reunión hace más de mes y medio y no nos han contestado".
El Ayuntamiento manifestó a la AVV hace más de un año que iba a eliminar el desnivel que existe en la calle Antonio Muñoz Quero con el Pasaje Víctor de Pablo, algo que se va a hacer ahora con la campaña de asfaltado, según Antonio Peinado. También está pendiente el acondicionamiento del asfaltado, acerado, alumbrado y red de alcantarillado desde la curva hasta la avenida Juan Carlos I. "Pero nos han informado que sólo van a arreglar el acerado".
Recientemente se han realizado obras de adecentamiento en las calles Medina Sidonia y Alcalá de Guadaira, pero se han encontrado defectos. La AVV ha solicitado a Urbanismo que se arreglen. Y están esperando saber si instalará o no un "equipo semafórico" en Alcalá de Guadaira y Segunda Aguada. "Mientras no lo instalan, hemos solicitado que se invierta el sentido de la calle. En vez de salir de Alcalá de Guadaira hacia Segunda Aguada, que es peligroso y puede haber accidentes, que se entre desde la avenida a Medina Sidonia. Pero tampoco hemos recibido noticias sobre esto después de casi dos meses".
Otra reivindicación de la AVV es la presencia de Policía de Barrio, pero la falta de personal no lo hace posible. Antonio Peinado asegura: "Seguiremos insistiendo".